LA REVOLUCIÓN DE LA EDUCACIÓN: DEL APRENDIZAJE A LA EXPERIENCIA

LA REVOLUCIÓN DE LA EDUCACIÓN: DEL APRENDIZAJE A LA EXPERIENCIA

1 octubre, 2019 0 Por Rene Davila
La educación se está moviendo hacia el aprendizaje basado en actividades.

El papel de los docentes es más inspirador que el tradicional.

Participantes activos en lugar de ser facilitadores.

El impacto de las disrupciones tecnológicas, demográficas y sociales transformará el panorama laboral, pero también los requerimientos de habilidades, lo que impone desafíos de enseñanza a las instituciones educativas actuales. Su papel es vital para ayudar a los estudiantes a desbloquear su verdadero potencial y para equiparlos con las herramientas, y conocimientos adecuados para los empleos del futuro, tomando en cuenta que el 65% de los niños que entran a la primaria este año, terminarán trabajando en puestos que aún no existen.

El 80% de las carreras de más rápido crecimiento están en la industria 4.0, que requiere de habilidades STEAM. Nuevas materias como la codificación en las escuelas, la gamificación, la realidad aumentada y la impresión 3D reestructurarán la noción tradicional de enseñanza. Las innovaciones están obligando a las instituciones educativas a repensar su propuesta de valor para el mercado educativo. No hay duda de que la tecnología impactará los entornos de aprendizaje actuales, y continuará evolucionando para crear así, el Futuro de la Educación.

El futuro de la educación se está moviendo hacia el aprendizaje basado en actividades, asimismo, el futuro de la tecnología en la educación, consiste en eliminar las barreras a través del aprendizaje en línea, el aprendizaje social y el contenido interactivo. Las tecnologías más inteligentes continuarán apoyando la colaboración efectiva y eficiente, dentro de una institución que integra tecnología, procesos y personas.

El éxito futuro de las instituciones se basa en crear el entorno adecuado para desarrollar el aprendizaje basado en proyectos, que demuestran a los estudiantes cómo lo aprendido puede resolver problemas de la vida real, y ayudándoles a desarrollar habilidades blendas como la colaboración, trabajo en equipo, creatividad, compartiendo y desarrollar nuevas estrategias de enseñanza que ofrezcan contenido dinámico, que haga que el aprendizaje para el estudiante sea más motivante, práctico y relevante. Las instituciones tienen que adoptar esta revolución y convertir el aprendizaje en una experiencia de vida. Fue Albert Einstein quien dijo una vez: “Nunca enseño a mis alumnos, solo intento proporcionar las condiciones en las que pueden aprender”.

Por lo tanto, las condiciones en las que se produce el aprendizaje definitivamente importan. A medida que el mundo pasa de la impresión tradicional de textos y la distribución de notas, a contenido digitalizado y bases de datos centralizadas, para mayor velocidad y conveniencia, es importante comprender el papel de los maestros y la tecnología en este entorno de enseñanzas, basadas en experiencias.

Las innovaciones modernas en la arquitectura de TI, tanto cableada como inalámbrica, más el crecimiento de dispositivos móviles inteligentes y las aplicaciones en la nube y pantallas táctiles de gran formato, están interrumpiendo las prácticas pedagógicas. El papel de la tecnología está cambiando el rol de los maestros, en participantes activos en lugar de ser facilitadores. Incluso las universidades están explorando aún más el aprendizaje a distancia, no solo utilizando portales en línea centralizados, contenido online y conferencias grabadas, sino también videoconferencias en vivo para un compromiso más profundo con los estudiantes. El papel de los docentes es más inspirador que el tradicional, unidireccional hablando, dirigiendo y cuestionando, consideró Camilo Barrera, Director Vertical Educación en Ricoh Latin America.

Please follow and like us: