PEGAMENTOS MOLECULARES DEGRADADORES

PEGAMENTOS MOLECULARES DEGRADADORES

13 enero, 2021 0 Por Rene Davila

Un enfoque novedoso en el combate del cáncer.

Boehringer Ingelheim y Proxygen anunciaron la firma de un acuerdo de colaboración y licencia para hacer posible la identificación de pegamentos moleculares degradadores, contra varias dianas oncogénicas (proteínas que impulsan la proliferación y crecimiento de células malignas).

La mayoría de los fármacos actuales utilizados contra el cáncer son pequeñas moléculas dirigidas a “dar en el blanco” de “sitios” ubicados en las proteínas, para inhibir su función y así evitar el crecimiento tumoral. Sin embargo, de todos los factores cancerígenos conocidos, solo unos pocos ofrecen las dianas oncogénicas adecuadas para dichas terapias. 

Para superar los desafíos en la investigación del cáncer, recientemente han surgido nuevos fármacos –y herramientas– que prometen ampliar el repertorio de dianas oncogénicas: Los PROTACs (PROteolysis TArgeting Chimeras) y los pegamentos moleculares degradadores, los cuales aprovechan el poder de la maquinaria de reciclaje de la célula para eliminar completa, dirigida y selectivamente, las proteínas que causan enfermedades oncológicas en lugar de inhibirlas. 

La ubiquitina-ligasa es una pequeña proteína que se encarga de regular varias funciones del cuerpo, entre ellas la degradación de proteínas, regulación del crecimiento celular y reparación del ADN. Cuando varias moléculas de ésta se “pegan” a la proteína que tiene que ser eliminada (diana oncogénica), la maquinaria molecular del sistema de eliminación/reciclaje de una célula, llamado proteasoma, la marca como “desechable” e inicia una cadena de reacciones que terminan por degradarla rápidamente. Esto se logra gracias a los pegamentos moleculares que cierran específicamente la distancia entre las proteínas diana y la ubiquitina-ligasa.

Los pegamentos moleculares consiguen esta proximidad proteína-proteína a través de una unión altamente cooperativa. Evitan la necesidad de un “sitio de unión” definido en la superficie de la proteína diana, un requisito para los fármacos convencionales a base de moléculas pequeñas, lo que permite la intervención farmacéutica en proteínas que antes se consideraban no tratables con medicamentos.  

La plataforma de pegamentos moleculares degradadores de Proxygen tiene el potencial de convertirse en un componente valioso de la estrategia de investigación en Oncología, a fin de combatir tumores impulsados por las proteínas causantes de cánceres con mutaciones frecuentes, que antes se consideraban no tratables con medicamentos, así como expandir aún más los esfuerzos en el área de degradación de proteínas específicas, dijo Norbert Kraut, Director Mundial de Investigación Oncológica de la compañía farmacéutica.