SEPTIEMBRE, MES DE LA FIBRILACIÓN AURICULAR

SEPTIEMBRE, MES DE LA FIBRILACIÓN AURICULAR

10 septiembre, 2019 0 Por Rene Davila
El electrocardiograma detecta a tiempo la presencia de esta y otras arritmias.

Terapia de crioablación.

Terapias innovadoras como la crioablación ayuda a detener las señales eléctricas del corazón que provocan Fibrilación Auricular.

 

En el marco de septiembre mes de la Fibrilación Auricular (FA), especialistas médicos hacen un llamado a la población para tomar conciencia sobre la existencia de esta arritmia, que tiene alta prevalencia mundial con más de 33 millones de casos. La FA es un problema de salud pública que consiste en la afectación del ritmo cardíaco, se presenta cuando el corazón late de forma descoordinada o rápida, lo que puede desencadenar en complicaciones como Accidentes Cerebrovasculares, Insuficiencia Cardíaca y en algunos casos la muerte.

Para evitar complicaciones es necesario llevar el tratamiento adecuado, dependiendo de la condición del paciente; el tratamiento tradicional consiste en administración de fármacos que ayudan a controlar la arritmia, y anticoagulantes que reducen el riesgo de infartos cerebrales, pero gracias a los avances de la tecnología, hoy en día se han desarrollado distintas terapias con el objetivo de devolverle la calidad de vida al paciente, entre ellas, la crioablación.

La terapia de crioablación, es un procedimiento innovador y de mínima invasión, porque no abrimos el corazón, sino que entramos con un pequeño tubo llamado catéter. Es muy efectiva a largo plazo, y consiste en congelar mediante un balón el tejido en las cámaras superiores del corazón, alrededor de las venas pulmonares, con el fin de bloquear las señales eléctricas irregulares que desencadenan la FA, explicó el doctor Ernesto Treviño Gómez, cardiólogo electrofisiólogo.

La FA es uno de los trastornos del ritmo cardíaco más frecuentes y menos tratados, que afecta a más de 33,5 millones de personas en todo el mundo. Se estima que la mitad de todos los pacientes diagnosticados con FA no reciben tratamiento farmacológico, y sin tratar, los pacientes tienen hasta cinco veces más riesgo de sufrir accidentes cerebrovasculares, y tienen el doble de probabilidades de que este sea incapacitante o incluso mortal. A pesar de ser una enfermedad que se presenta en personas mayores de 60 años, uno de cada 10 diagnosticados es menor a  45 años de edad.

La prevención y el diagnóstico oportuno son indispensables, en esta condición una de cada 3 personas no presenta síntomas. Quienes presentan síntomas, los más característicos son: palpitaciones irregulares, es decir, ritmo cardíaco rápido o desincronizado que provoca que la sangre no sea bombeada de la manera correcta, generando coágulos que llegan a aumentar hasta 5 veces el riesgo de sufrir accidentes cerebrovasculares, e incrementa la posibilidad de presentar insuficiencia cardíaca.

El doctor Alex Pacheco, cardiólogo especialista en electrofisiología, aseguró que existen diversos métodos de diagnóstico, el más común es el electrocardiograma, que nos ayuda a ver la salud del corazón respecto a la frecuencia cardíaca. Concientizar sobre esta condición es indispensable, pues contribuirá a la identificación oportuna de la FA, algunas veces es asintomática por tal motivo, es indispensable acudir con el cardiólogo electrofisiólogo, con el fin de descartar cualquier riesgo.

De acuerdo con la condición del paciente será la terapia aplicada, los tratamientos con tecnologías médicas que existen permiten que el ritmo cardíaco se corrija y estabilice, se puede tratar con crioablación, cardioversión, desfibrilador implantable o marcapasos, el objetivo de las terapias es evitar complicaciones como insuficiencia cardíaca y accidentes cerebrovasculares.

Please follow and like us: